Perseguida

              Reina corría aterrorizada entre los matorrales. Una presencia la perseguía sin que ella pudiera precisar quién o qué era. Sentía una respiración agitada a sus espaldas, pero cuando se volvía a mirar no veía a nadie ni a nada. Tropezó. Al caer se laceró las rodillas y se torció el tobillo izquierdo. Sus anteojos se le cayeron, pero no podía encontrarlos entre la maleza. Se quedó sobre la hierba por unos segundos temiendo ser alcanzada por el ser que iba tras ella. Reunió fuerzas y se levantó. Al principio cojeaba, pero tan pronto volvió a sentir la excitada aspiración que la oprimía, siguió avanzando hasta llegar al acantilado.

            El despeñadero que otrora había sido el lugar en donde podía desahogarse sin que la interrumpieran o abrumaran con preguntas, ahora parecía ser el punto de su final. Se detuvo mirando el mar, su profundidad, las tonalidades de azul. ¡Cuántas veces había disfrutado este espectáculo desde el abismo! ¿Por qué ahora era su enemigo?

            Los árboles cedían ante la fuerza violenta del viento. Los pájaros huían asustados de sus nidos dejando las crías a su suerte. ¿Sentían lo mismo que ella? Un frío de muerte le corrió el cuerpo. Estaba cayendo el sol y estaba atrapada. Miedo. Horror en el alma.  Un ruido de pasos acercándose la hicieron girar. No veía a nadie, pero preveía que ya la iban a agarrar, que le harían toda clase de torturas.  Ya no tenía tiempo. Sin pensarlo más se lanzó al vacío.

            Un dron tomó el video de la caída mientras sus hostigadores se burlaban. Obtuvo cien millones de «likes».

Copyrighted.com Registered & Protected  ZB7D-LIVF-PDSC-NXK1

Anuncios

15 comentarios en “Perseguida

    • melbag123 dijo:

      Gracias, amiga. Es muy duro el hostigamiento. Creo que los niños están muy solos en ello y hay demasiada publicidad en los medios que pueden volver loco a cualquiera hasta el punto del suicidio. Gracias por leer. Un abrazo a ti también.

      Le gusta a 1 persona

    • melbag123 dijo:

      Gracias, Paloma. Este es otro problema difícil de entender. Yo pienso que los jóvenes de hoy no saben tratar con el hostigamiento. Cuando era niña y me llamaban Moby Dick, a pesar de lo mucho que me molestaba aprendí a ponerme una coraza y ya. Pero ahora con esto de los medios y la publicidad, el hostigamiento puede ser tan público que puede destrozar una vida. Muchos niños se están suicidando porque no lo soportan. Hay que hablar de esto también. Besos mi reina, y gracias por pasar a leerme.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s