Dalana Trick y la Casa Rosada (2)

         Dalana tenía un maestro de literatura que era de origen africano. A pesar de que el profesor tenía un doctorado en la materia, la muchacha no lo respetaba solo por el color de su piel. Un buen día en el que no había hecho su tarea, para evitar el mal rato y tener que —como siempre—, inventarse una excusa, fue a la dirección del colegio acusando al educador de que le había tocado sus partes íntimas y le dijo al director que si no lo despedía llamaría a su padre para que demandara.

            —Mi padre se quedará con todo, incluyéndolo a usted —amenazó.

            El director —que conocía muy bien a Dalana—, no perdió ni un segundo y de inmediato llamó al padre de la joven.

            —No voy a dejar que su hija me intimide —dijo con autoridad—, si es cierto que el profesor cometió ese acto en contra de su hija, se tomaran las medidas necesarias, pero si no, entonces la expulsaremos sin más.

            Cuando Dalana se dio cuenta de que su plan no funcionaba, tomó sus cosas y se fue con su avergonzado padre. Sin embargo, las cosas no se quedarían así. El hombre también estaba cansado de la mala actitud de su hija y a pesar de que intentaba de que su comportamiento mejorara, ella cada vez se portaba peor. Mientras ella pensaba que se había salido con la suya, sus padres habían decidido enviarla a un internado de monjas, reconocido por su rigurosa disciplina. Tal vez de este modo —pensaban—, la muchacha sería más considerada.

            Nada más lejos de la verdad. Cuando Dalana arribó al nuevo colegio, su fama la precedía. Los compañeros le habían apodado «Dalana Trick» y ya no podría deshacerse del sobrenombre. Ahora se sentía más sola que nunca. Se reían y se burlaban de ella. El hecho de que su padre fuera abogado no la ayudaba en absoluto y tuvo que optar por mantener la calma hasta graduarse. Entonces se iría a la universidad, en la que tendría por fin libertad. No importaba si no hacía sus tareas pues su padre le compraría el título de todos modos. Sabía que por el estatus social al que su familia estaba acostumbrada, tener un hijo sin título e inútil era algo que su padre no iba a permitir.

Continuará…

Copyrighted.com Registered & Protected  H12X-9AYD-E7BP-UGM5

Anuncios

2 comentarios en “Dalana Trick y la Casa Rosada (2)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s